Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar publicidad relacionada con tus preferencias, analizando los hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Configuración y más información en nuestra política de cookies

¿Deseas recibir notificaciones?

No te pierdas ningún resultado ni noticias de tus juegos favoritos.


La otra cara del impuesto de Loterías: un problema y no una solución

Se aplicó en 2013 para paliar la crisis, pero cinco años más tarde (y no dos como se anunció entonces) el remedio ha sido peor que la enfermedad.


Foto del autor @danielmv,

Montoro y compañía seguirán sacando tajada de tu buena suerte. Foto: Twitter.
Montoro y compañía seguirán sacando tajada de tu buena suerte. Foto: Twitter.

Impuestos. Una palabra temida por todos y de la que nadie se libra. Trabajamos, comemos, viajamos, vivimos... y pagamos, siempre pagamos. Pero siempre nos quedará la lotería, ¿no? Convertirnos en millonarios de la noche a la mañana y olvidarnos de Hacienda, de impuestos y de Montoro.

Eso pensábamos antes del año 2013, cuando el impuesto de loterías entró en vigor. Un 20% para las arcas públicas para los premios superiores a 2.500 euros. Ya no nos dejaban ni ser millonarios... La medida, que iba a ser temporal (2 años) sigue vigente a 2018 pero con una variación aprobada hace unos días. A partir de ahora solo los premios superiores a 10.000 tendrán que pasar por las manos de Hacienda.

Pero volvamos al inicio. La llegada del impuesto de Loterías estaba destinada a reducir el déficit, a paliar una crisis que era la preocupación número uno en España, pero la jugada le salió rana al Gobierno y la solución pasó a convertirse en el principal problema.

Las estimaciones hablaban de una recaudación de 824 millones de euros el primer año, pero la cifra apenas rozó la centena: 100 millones de euros. Las administraciones se vaciaron a raíz del impuesto y aquellas personas que se gastaban 100 euros en Lotería de Navidad se conformaban con un par de décimos.

"En dos años las ventas de la Lotería han caído un 20% y eso ha hecho que el Tesoro ingrese 600 millones menos al año", declaraban desde Anapal en el año 2015, cuando el gravamen del 20% debió llegar a su fin.

Ahora, cinco años después, el Ministerio de Hacienda apenas ha recaudado 400 millones de euros gracias al impuesto de Loterías. La solución pasó a ser le problema y lejos de suprimir el gravamen han decidido aumentar el umbral mínimo a partir del cual no será necesario tributar (de 2.500 a 10.000 euros). ¿Será esta medida suficiente para que las ventas de Loterías vuelvan a remontar tras cinco años de administraciones semi-vacías?

Comentarios


loemalaga avatar
loemalaga
10

Pues que lo dejen como estaba antes de la crisis, que bastante ingresa hacienda con la recaudación